18.2 C
Presidencia Roque Sáenz Peña
lunes, diciembre 4, 2023

Nuevas señales de malestar en el macrismo hacia Rodríguez Larreta y la UCR

- Espacio publicitario -spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

La disputa en el seno de Juntos por el Cambio (JxC) por la candidatura presidencial y la estrategia para reconquistar el poder nacional en 2023 ingresó ayer en una nueva etapa. Cuando faltan diez meses para las PASO, una instancia clave para la redefinición de liderazgos en la principal coalición opositora -la eventual suspensión de las primarias que impulsa el kirchnerismo podría poner en jaque al espacio-, el tablero de JxC se sacudió a un ritmo vertiginoso. Mientras que el fuego cruzado por la sucesión de Horacio Rodríguez Larreta en la Capital provocó una severa crisis en Pro, Gerardo Morales y Martín Lousteau, referentes de la UCR, lanzaron un fuerte desafío a Mauricio Macri, durante el acto organizado por el radicalismo, para rendirle homenaje a Raúl Alfonsín, al cumplirse un nuevo aniversario de su triunfo de 1983, en el retorno de la democracia al país.

De la cumbre de la UCR en Costa Salguero no solo participaron casi todas las figuras del centenario partido -Facundo Manes fue el gran ausente-, sino también Horacio Rodríguez Larreta, contrincante del expresidente y la exministra de Seguridad en la pulseada por el liderazgo opositor y el armado electoral de 2023. El juego de Larreta, quien tuvo una aparición fugaz por la cumbre radical -pasó a “saludar” y se retiró raudamente antes de que arrancaran los discursos- quedó expuesto. Es que su guiño a los radicales –aliados estratégicos para su proyecto presidencial ante el resurgimiento de Macri- promete tensionar aún más su convivencia con el ala dura.En el cierre del homenaje a Alfonsín en Costa Salguero, Morales y Lousteau, quienes se mueven en tándem en el ecosistema radical para contener el avance de Macri y alejar a JxC de los extremos, fustigaron contra las recetas económicas y políticas que propone el fundador de Pro para 2023. También hubo advertencias a Patricia Bullrich, quien lanzó junto con Macri una ofensiva para dinamitar un eventual pacto entre Larreta y Lousteau por la sucesión en la Ciudad, fortaleza electoral del macrismo desde 2007 y principal campo de batalla de la interna de Pro. Desde el centro del escenario, Morales y el líder de Evolución Radical -hasta hace poco rivales en la interna radical- les enviaron un mensaje a sus socios de Pro: reclamaron “fórmulas cruzadas” o “mixtas” para garantizar que JxC sea una “verdadera coalición de gobierno” en caso de volver a la Casa Rosada en 2023.

Últimas Noticias

Noticias relacionadas