24.9 C
Presidencia Roque Sáenz Peña
viernes, febrero 23, 2024

Activistas de Greenpeace se colgaron del puente Chaco-Corrientes contra la deforestación

- Espacio publicitario -spot_imgspot_imgspot_imgspot_img
- Espacio publicitario -spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

Más de 40 activistas de Greenpeace se reunieron hoy en el puente General Belgrano, donde 10 de ellos se colgaron y resisten, a 35 metros de altura, contra la deforestación y por los últimos 20 yaguaretés que quedan en la región.

Voluntarios e integrantes de la organización desplegaron dos banderas gigantes en pleno puente interprovincial con la consigna «¡Deforestación cero, ya!» y «Capitanich, basta de desmontes» con más de 80 metros de extensión, donde además exhiben carteles con la frase «Sin bosques no hay yaguareté» y el hashtag «#ResistenciaXLos20».

«El gobernador Capitanich es cómplice de los desmontes ilegales que ocurren en la provincia, por eso estamos señalando su responsabilidad en esta acción de resistencia en el puente», dijo Noemí Cruz, coordinadora de la campaña de Bosques de Greenpeace. «La provincia de Chaco ya perdió la mitad de sus bosques y ahora, a través de un decreto, el gobierno propone validar los desmontes que se realizaron ilegalmente y permitir la deforestación de un millón de hectáreas más, con el objetivo de expandir la producción de soja y ganadería que principalmente se exportan a China y Europa. Estamos ante una grave crisis climática y de biodiversidad, por lo que no podemos perder ni una hectárea más».  

Los activistas que participan llegaron de distintos puntos del país, (Salta, Jujuy, Misiones, Córdoba, Rosario, Mendoza, Bariloche, Mar del Plata, Bahía Blanca, Buenos Aires, entre otros) y se disponen a resistir en altura, a pesar de las altas temperaturas y el viento. 

La protesta se realiza en el marco del día Internacional contra el Cambio Climático (1) y la campaña de la organización ecologista en defensa de los últimos veinte yaguaretés que los científicos estiman que sobreviven en el Gran Chaco Argentino.

«A pesar de que en Chaco, desde noviembre 2020, están suspendidos los desmontes por un fallo de la justicia provincial, la deforestación continúa y en menos de dos años fueron arrasadas más de 42 mil hectáreas de bosques nativos, una superficie equivalente a dos ciudades de Buenos Aires», expusieron desde la ONG.

Y agregaron: «¡@jmcapitanich es cómplice de los desmontes y por eso reclamamos que los frene! Chaco es una de las cuatro provincias que más desmonta en el país y ahora, por decreto, propone validar desmontes ilegales y permitir la deforestación de un millón de hectáreas más».

«Los bosques y los yaguaretés nos necesitan», aseguraron.


Greenpeace sostiene una demanda contra las cuatro provincias del norte en representación de los menos de 20 yaguaretés que los científicos estiman que sobreviven en el Gran Chaco Argentino, El amparo solicita ‘Deforestación Cero’ en los territorios del yaguareté y que se implemente un Plan de Manejo que garantice la protección de la especie.

 «A través de sus acciones y omisiones, además de incumplir la Ley de Bosques, las provincias siguen quebrantando los deberes impuestos por el artículo 41  de la Constitución Nacional, que ordena a las autoridades proveer a la protección del ‘derecho a un ambiente sano, equilibrado, apto para el desarrollo humano y para que las actividades productivas satisfagan las necesidades presentes sin comprometer las de las generaciones futuras», explicaron.

Por último, señalaron: «Ese deber es a la vez un derecho de todos, un derecho totalmente en riesgo en el actual marco de calentamiento global y escasez de agua, donde los últimos bosques, son los que aún sustentan la vida».

FUENTE: DIARIO CHACO

- Espacio publicitario -spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

Últimas Noticias

Noticias relacionadas